La industria musical se compone por diferentes géneros musicales que se han convertido en los preferidos de millones de personas alrededor del mundo. Sin embargo, como en todo en la vida, existen ciertos géneros que destacan ya sea por su popularidad o porque han sabido mantenerse a lo largo de los años, a continuación te contamos cuáles son:

El género Pop

Como la propia etiqueta indica, la música pop es seguramente el género más popular del mercado musical. Sin embargo, es un poco complicado definir claramente qué es la música pop, ya que ha evolucionado mucho a lo largo del tiempo.

Podríamos decir que cualquier género que adquiera una popularidad masiva se convierte en música pop. Por ejemplo, los Beatles eran pop, aunque, desde el punto de vista del género, producían principalmente temas de rock suave. En la actualidad, la música pop toma gran parte de sus sonidos y lenguaje musical del mundo del hip-hop, siendo muy populares sus subgéneros del trap y el rap. Los elementos electrónicos y de baile siguen estando muy presentes en la corriente principal, con otras influencias, como los sonidos latinos, que a menudo se unen para crear un enfoque diverso y ecléctico.

El género Hip-hop y Rap

Estos dos géneros, originados en los años ochenta pero con algunas raíces antiguas plantadas también en el blues y el góspel, presentaron una increíble evolución que los convirtió en una especie de estándar para el mainstream.

El encuentro entre las palabras habladas y los sonidos electrónicos hizo posible la música sin las herramientas tradicionales, como una buena voz para cantar o la habilidad para tocar un instrumento. Muchos subgéneros del hip-hop, como el rap y el trap, llenan ahora las listas de éxitos e influyen en muchos otros géneros populares. Las tendencias evolucionan a un ritmo muy rápido, gracias a las redes sociales e internet.

El género Rock

Probablemente podríamos escribir una enciclopedia entera sobre la música rock y sus numerosos subgéneros. Por el bien de este artículo, vamos a ceñirnos a lo básico.

El rock evolucionó directamente del blues y se popularizó en los años cincuenta, primero en Estados Unidos y luego en Gran Bretaña. Desde Londres, se extendió lenta pero constantemente por toda Europa, donde se convirtió en la banda sonora perfecta para la agitación ideológica de los años sesenta.

Del rock’n’roll áspero y bluesero, el género evolucionó hacia estilos más complejos, como el rock progresivo. En el otro lado del espectro, recuperó su enfoque sencillo y rasposo a finales de los años setenta, con el movimiento Punk.

La música dance y electrónica

El auge de las computadoras y la tecnología digital permitió a los productores explorar nuevas formas de hacer música. Ya no necesitamos un instrumento musical para escribir o producir una canción, sólo necesitamos una laptop. Así es como la música electrónica saltó a la fama a lo largo de los años ochenta y noventa, con algunos precedentes en los años setenta, cuando las orquestas, sin embargo, todavía eran muy populares en las salas de baile.

La música latina

Aunque la música latina se consideraba un género de nicho hasta los años setenta, ha ido ganando cada vez más popularidad a lo largo de los últimos cuarenta años, sobre todo por los éxitos latinos de verano que llenan las listas de éxitos de todo el mundo. El ámbito de la música latina es muy amplio, ya que abarca desde el moderno reggaetón hasta la samba más tradicional u otros estilos de baile clásicos. En general, este género se hizo tan popular que muchos de sus elementos, especialmente desde el punto de vista rítmico, son ahora parte recurrente de muchas producciones mainstream que podríamos considerar que pertenecen al pop.

Última modificación: diciembre 7, 2021

Autor

Comentarios

Escribe una respuesta o comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.